TALLER "COACHING EN IMAGEN, COMUNICACIÓN Y ESTILO". SÁBADO 22 DE FEBRERO 2020. HOTEL ALICANTE GOLF. PLAYA DE SAN JUAN (ALICANTE)


   
Nuestro taller estrella. 


Un curso de imagen personal completo y personalizado, diseñado para realizar en grupo. Esta opción es más económica y asequible que un estudio individual,  pero no por ello, menos rica e interesante en contenidos.

 Se trata de aprender a gestionar tu propia imagen personal en todos los ámbitos de tu vida y para ello, vamos a enseñarte que códigos visuales  necesitas conocer.  Una información imprescindible que podrás aplicar todos los días, para que  tu imagen sea siempre tu mejor marca personal.

CON QUE TRABAJAMOS


Estudio de color para elegir adecuadamente ropa, complementos, maquillaje y color de cabello.

¿Para que sirve este estudio? Sirve para encontrar la armonía de color,  que mejor sintoniza con el tono natural de la piel. Estos colores por naturaleza, son siempre  los que mas van a favorecer y que proyectarán tu mejor imagen, .
El color también afecta psicológicamente a las personas; da mucha información sobre quienes somos. Es una poderosa herramienta de comunicación, que debemos tener muy en cuenta, cuando se trata de  conseguir un objetivo.
 No olvides, que el color es uno de los códigos visuales de tu apariencia, más importantes que hay. En este curso vas a conocer cual es exactamente tu armonía, para que aprendas a gestionar tu imagen mucho mejor. Verás como tu apariencia mejorará, tus mensajes serán más creíbles y podrás influir mas fácilmente en las personas que te miran. Una técnica que te vendrá muy bien aprender y aplicar, cada vez que trates de conseguir un objetivo.

El estudio morfológico de tu cuerpo, es imprescindible para determinar las líneas, volúmenes y texturas de la ropa. Es como esculpir tu cuerpo, a través de las prendas que mejor te sientan y darle una apariencia equilibrada y estilizada sin importar la talla que uses.

Este código, modela tu figura, la rejuvenece y le da mucho más estilo. Recuerda que muchas veces compramos ropa porque está de moda, pero no siempre es la que mas favorece a las formas del cuerpo. Aquí, conocerás exactamente que ponerte y como encontrarlo con facilidad en las tiendas.

Descubriendo tu estilo.

El estilo personal es una parte de tu esencia como persona. Todos tenemos un estilo, aunque muchas personas crean que no lo tienen. El estilo forma parte de tu personalidad; son aquellos pequeños detalles que eliges cuando se trata de vestir.
Este estudio, te ayudará a encontrar la parte mas bonita que hay en ti y proyectarla fuera. No se trata de que alguien te diga que te tienes que poner, o que no. Se trata de que descubras por ti mism@ esas cualidades que te hacen únic@ y que te distinguen. Aprenderás como potenciarlas,  para que siempre brilles con tu mejor luz.
 Cuando ponemos todo esto a funcionar, aprendemos a gestionar mucho mejor el armario. Será muy fácil vestirte, porque todas las prendas, van a combinar bien entre ellas, tu ropa estará mas actual y sentirás que necesitas comprar mucha menos ropa. Ahorrarás tiempo y dinero cuando vayas de shopping

Comunicación: Imagen, palabras, comportamiento y gestos.

El lenguaje no verbal, es una de las partes mas importantes de la imagen personal, nuestros gestos, hablan mas que nuestras palabras. En este curso, la parte de la comunicación es esencial, para que todo lo aprendido, mantenga una coherencia. Y es que, en la coherencia está la clave fundamental,  del éxito de una buena imagen.

Sabemos que este curso te va a gustar mucho porque no solo se trata de embellecerte. Lo importante es que, es una llave mágica que te va a permitir abrir muchas puertas deseadas. Tu autoestima mejorará y ganarás seguridad. Habrá un antes y un después en tu vida, no lo dudes.


Invierte en ti y en tu bienestar  para que cada día  sea un éxito.


Fecha del taller: sábado 22 de febrero 2020

Hotel Alicante Golf
Playa de San Juan (Alicante)

Contacta con nosotros y solicita tu plaza

marife@estuestilo.com
Tfno. 687626979




¿TE ASUSTAN LOS CAMBIOS?

Me resulta apasionante el mundo de la Asesoría de Imagen personal. Muchas veces cuando estudiaba y más tarde hacía prácticas con distintas personas, me preguntaba el por qué amaba ésta profesión con tanta fuerza. La respuesta siempre era la misma “Adoro escuchar y ayudar a las personas por encima de todo”. ¡Qué suerte! Me dije, poder tener una profesión que te permita trabajar en lo que te gusta y al mismo tiempo poder cumplir ese deseo. Realmente pensé que era una persona muy afortunada, y doy gracias porque lo era y sigo siéndolo.

¿Por qué hago ésta reflexión?. Indudablemente el mundo de la Asesoría es para muchas personas como esa varita mágica que aparece y que nos va a conseguir todos esos deseos que llevamos tiempo acumulados. Un hada madrina nos va a solucionar todos los problemas que tenemos en nuestra imagen personal acabando todo felizmente.

Y afortunadamente para la mayoría de Asesores en imagen personal, los resultados de sus elaborados estudios sobre el cambio de imagen o mejora de la actual imagen de una persona, es satisfactorio. Pero ¿Qué ocurre cuando alguien desea ese cambio, e inconscientemente lo que verdaderamente desea oír, es que reafirmes sus gustos? ¿Y qué ocurre cuando los resultados de su estudio personal dan soluciones que no son las esperadas?

Aquí es lo que los expertos en Marketing llaman obstáculos en la innovación en el trabajo y nuevo producto. Descubrimientos técnicos y científicos han producido ese mismo miedo en el momento en el que han salido al mercado, como cuando salió internet que decían que causaba miedo a las adicciones, móviles (miedo a tumores cerebrales), videojuegos (paranoias mentales)…

Las neofobias forman parte de los seres humanos y es nuestra naturaleza estar expectantes a todo lo que desconocemos. Hay personas que cualquier cambio para ellas es muy difícil de aceptar y a la inversa hay otras que se chiflan por lo contrario y todas las innovaciones son bienvenidas. En el punto medio está el equilibrio.

La Asesoría de Imagen al fin y al cabo consiste en cambiar algo de las personas, por supuesto siempre bajo un estudio científico de la naturaleza humana en su forma, volumen y líneas. También el estudio de la pigmentación, nos va a dar unos resultados concretos, que no podemos transformar a nuestro gusto y que debemos transmitir con sinceridad a la persona que nos lo ha solicitado previamente.

Los Asesores nos podemos encontrar también con personas que sufran algo de neofobia y debemos estar preparados a la hora de saber cómo tratarlas y aconsejarlas.

Nuestro mensaje debe ser veraz y realista a la hora de transmitirle la información. La empatía y comprensión deben ser un dogma a la hora de entender su miedo.

A pesar de las dificultades, nuestra fuerza y franqueza es importante para que ella se apoye en nosotros totalmente, ya que eso es al fin y al cabo lo que desea realmente.

Mis consejos para ayudar a éstas personas con su evolución deseada:

  • El cambio debe ser gradual, familiarizándose con sus nuevos colores poco a poco.
  • Si la persona es muy amante del color negro, intentar poner un pequeño toque de color de su armonía de colores, lo más cerca de la cara posible, como un pañuelo, foulard, collar, etc.
  • No cambiar toda la ropa del armario de golpe.
  • Las líneas en la ropa deberán ser probadas en las tiendas con tranquilidad para ir comprobando que realmente sientan bien. Comprar más tarde. Evitar la compulsividad.
  • Si se necesita cambiar el color del pelo radicalmente, empezar haciéndolo por colores intermedios que lleven progresivamente a verse con su color estrella. No pasar del rubio al negro de golpe o al revés, a no ser que se esté muy preparado para ello.

El arte de agradar crea imagen



¿Por qué los seres humanos somos tan complicados la mayoría de las veces? Cuando nos lo proponemos, podemos conseguir tantas cosas maravillosas...

Acabo de vivir una experiencia muy especial con un grupo de amigos. Digo AMIGOS porque ya los puedo llamar así, ya que al principio solo éramos compañeros de clase y casi ninguno nos habíamos visto antes. Hemos estado compartiendo media jornada de trabajo durante mes y medio y en ese periodo tan corto de tiempo compartido, tengo que deciros que he llegado a apreciarlos mucho y que me siento muy orgullosa de haberlos conocido. Sentimiento de pertenencia.

En dichas jornadas hubo de todo, días de trabajo, de risas, de mosqueos, de aprender… Pero lo que se leía entre líneas, en realidad era, cómo diecinueve personas con sus distintas personalidades, iban intentando abrirse camino como podían, machete en mano, en ese difícil y a veces no conseguido arte de agradar.

Desde el principio, después de haber ido aflorando la personalidad de cada uno, se empezó a crear como una ley no hablada, ni tampoco escrita, en donde cada uno iba siempre aportando lo mejor de sí mismo en beneficio de los demás. Complicidad

Cuando se hablaba de alguien, siempre se valoraba la parte positiva de esa persona, con lo cual el refuerzo que se le daba al otro y al mismo tiempo el que recibíamos nosotros al darlo, era enriquecedor y muy gratificante. Valores / Correspondencia.

¿Cómo puede un grupo de personas tan heterogéneas, con tampoco tiempo conectar de esa forma? Conexión

Qué bonito sería el mundo si todas las personas nos esforzáramos por conectar. Las sinergias se mezclarían, las envidias no existirían y los valores se multiplicarían. Utopía

La imagen está directamente relacionada con el arte de agradar y por esto dedico este post como un homenaje a todos mis compañeros y profesoras por ese feedback que nos hemos ido dando todos y mediante el cual ha fluido tan rica energía.

Porque AGRADAR es IMAGEN y no cualquier imagen, si no la MEJOR que se puede dar para todo en la vida.

El Yin y el Yang de la adolescencia. El desafío personal.



El mundo, como todos sabemos, ha cambiado mucho. Los más jóvenes siguen las corrientes de la moda y se identifican con su tribu siguiendo las tendencias que la mayoría de las veces crean ellos mismos. Reconozcamos que son geniales en sus composiciones.

Quizá tenemos la impresión de que todo va demasiado deprisa. Los éxitos musicales cambian rápidamente en las listas, los estilos de música se reinventan continuamente, la tecnología avanza con las horas, la moda y sus derivados nos llevan a galope creándonos muchas veces algún que otro estado de ansiedad. Y los jóvenes sobretodo, son los que muchas veces acusan el estrés que todo éste ritmo social impone.

Cada vez a edades más tempranas, muchos jóvenes están solicitando de sus padres, ayuda para poder hacerse algún tipo de cirugía. La genialidad por un lado, de la que son capaces a la hora de crear estilo, por otro los lleva a problemas de autopercepción, de autoestima o de tipo alimentario.

Hoy en día la Asesoría de Imagen ha dado un paso muy importante. Nuestra ayuda está siendo considerada imprescindible en muchas partes del mundo, y en éste caso por muchos progenitores, que han descubierto en ésta aplicación, todo un sistema de cambios y propuestas en la imagen personal, para ayudar a sus hijos.

Cuando éstos jóvenes descubren que conociendo la estructura de su cuerpo, pueden corregir las zonas que menos les gustan, y potenciar aquellas que les agradan más, y que no necesitan pasar por quirófano, a no ser que sea algo verdaderamente necesario, la vida ya empieza a sonreírles de otra manera.

Y es que, en la magia de la Asesoría de Imagen, no solo se gestiona el cambio exterior de las personas, sino que trabajamos también desde el interior, proporcionándoles técnicas y conocimientos de desarrollo personal y con ayuda de nuestro personal cualificado, trabajamos la autoestima y otro tipo de problemas derivados que otorgarán un pasaporte hacia lo que más desean, su felicidad.

EL EFECTO DOMINÓ DE LA IMAGEN PERSONAL.

Hoy más que nunca, estamos inmersos en una vida social. Casi todo lo que hacemos está condicionado por el entorno en la mayor parte del tiempo. La sociedad marca día a día unas pautas a seguir que vamos cumpliendo y que van desde nuestro comportamiento e imagen con la familia, pasando por el trabajo, y desembocando en nuestra vida social. Nosotros inconscientes de ello nos dejamos llevar sin apenas preguntarnos si nos gusta o no.

Muchos de nosotros nos hemos visto afectados por situaciones incómodas en las que de alguna manera no parece que hayamos encajado en ciertos círculos sociales y no sabemos por qué. Y yo planteo la siguiente pregunta: ¿Está tu imagen actual en armonía con lo que representas?

Nuestra imagen es algo que queramos o no, influye muchísimo en los demás. Nuestro aspecto, tiene una fuerza increíble, hasta el punto que atraemos a los demás o no, casi sin apenas conocerlos. Intentamos seducir para paliar dicha actitud, pero no siempre lo conseguimos.

Todo esto es el efecto dominó de la imagen. Empezamos preguntándonos que es lo que ha pasado, algo no fue bien pero no sabemos por qué. ¿Por qué esa persona que un día parecía interesada en ti, de pronto se muestra tan fría y reservada?

Evidentemente no siempre la imagen es la causante de dichas actitudes, la empatía con los demás y otras formas de relación, juegan una parte muy importante a la hora de conectar con el entorno, pero psicológicamente el porcentaje de influencia es muy elevado.

Sí es verdad, que una imagen apropiada acorde con lo que representamos, nos facilitará mucho la entrada en ciertos círculos sociales y objetivos a conseguir. Nos ayudará a sentirnos mejor con nosotros mismos y nuestra autoestima subirá. Nuestro lenguaje corporal comunicará que nos sentimos seguros y felices y el efecto dominó se invertirá a nuestro favor sin darnos apenas cuenta.

Hay personas que creerán que esto no es importante para ellas y que son capaces de subsistir solos sin compañías, pero no es cierto. Somos seres sociales y nuestra necesidad de supervivencia hace que necesitemos sentirnos integrados con los demás en el entorno en el que vivimos. Después será nuestra personalidad la que cree lazos o prefiera solo la conexión temporal.

Si realmente te has visto reflejado/a en éste artículo, no lo dudes y ponte manos a la obra. No es cuestión de gastar más dinero o de cambiar tu imagen dejando de ser tu mismo/a. Seguramente con todo lo que tienes en tu armario y un poco de imaginación, podrás conseguir tu propósito. Si aún así no lo consigues, te sugiero que pidas ayuda a un profesional en asesoría de imagen, marife@estuestilo.com (próximamente estaré a tu servicio).

. Mediante la técnica de análisis del color, determinaremos que colores son los que más te favorecen, teniendo en cuenta el color natural de tu pigmentación.

Podremos además determinar que líneas y volúmenes son los que armonizan con tu imagen, ayudándote a vestirte apropiadamente para cada ocasión. Además tendremos en cuenta el estudio morfológico de tu cuerpo, y te ayudaremos a determinar tu propio estilo, dándote las pautas para poder gestionar tu propia imagen en el futuro.

La naturalidad del ser o la mascarada del estar.

La Imagen es algo que hoy en día y más que nunca, nos puede ayudar a triunfar o por el contrario arruinar la vida. No se trata solo de la imagen física, sino también de una forma de ser.
Una buena imagen sin una forma de ser (honesta, tolerante, educada, sincera) no puede llegar nunca a ser todo lo que se propone. De nada sirve tener una imagen exterior adecuada si nuestro lenguaje no verbal, le está comunicando a los demás que no somos íntegros.
Si hablamos del “SER” Y “ESTAR” veremos que hay diferencias muy grandes entre una cosa y la otra.
El “estar” es un propósito, es algo que nos planteamos llevar a cabo, algo que queremos transmitir a los demás, lo estudiamos y lo escenificamos. Nos sirve para participar en ciertos actos sociales y conseguir algunos objetivos, pero su conexión con los demás es temporal.
El “ser” es muy diferente, el ser es el alma, la personalidad, la calidad humana tanto buena como mala, la autenticidad o la falsedad. Es tan poderoso que se transmite incluso en la distancia. Nunca engaña, es transparente.
Por eso para triunfar en la vida, sea cual sea el objetivo, es necesario la combinación de los dos. No es viable “el saber estar” si no se tiene una buena forma de ser. Con la primera puedes pasar el momento, pero nadie se acordará de ti. En cambio con la segunda te garantizarás el éxito, crearás lazos y podrás entrar en un banco de favores para siempre.

Muchas veces nos preguntamos ¿por qué para unas personas es tan fácil conectar con todo el mundo, y en cambio para otras no?. La respuesta está en la forma de ser. Sé auténtico y te percibirán como tal, Sé artificial y no le llegarás a nadie.

ALGUNOS CONSEJOS:
  • Estudia el tono en el que habla el contrario e intenta hablar con el mismo.
  • No seas interesado, transmitirás desconfianza en los demás.
  • Escucha el doble de lo que hables pero sé solidario.
  • El “Yo” queda prohibido en una conversación, el que importa es el otro.
  • Mantente interesado en las conversaciones de los demás y participa.
  • No mientas en cosas que se pueden comprobar, tu reputación se puede ver arruinada.
  • Ser demasiado hermético no crea lazos.
  • Sonríe siempre.

Las estaciones cambian pero el estilo permanece...



Tópicos del verano:

Qué bonito es el verano y que bien nos sentimos todos cuando estamos de vacaciones. La playa, la siesta, el paseo de la tarde y algunas veladas nocturnas con amigos o familia hacen que nuestras vacaciones sean el relax anhelado todo el año.

Pero ciertamente son fechas especiales de bronceados, en las que el cambio de imagen adquiere un fuerte protagonismo y los colores en la ropa y accesorios nos favorecen mucho más.

¿Estamos atentos muchas veces a como llevamos y qué nos ponemos en ésta época estival?

La mayoría de nosotros solemos relajarnos en el vestir cuando llega ésta temporada, pasando del aspecto serio de nuestro entorno de trabajo, a un look mucho mas comodo e informal. Verdaderamente nuestro cuerpo lo agradece mucho, sobre todo con las altas temperaturas que estamos teniendo, pero ¿alguna vez te has preguntado si tu nueva imagen es la adecuada? ¿Justifica el calor, llevar ropas que no te quedan del todo bien solo por tener algún kilito de más?

Nuestra apariencia es algo que nos guste o no nos guste, siempre va a impactar en los demás. Dado que nuestro cerebro solo tarda siete segundos en procesar la idea de la persona que se tiene delante, debemos seguir cuidando qué imagen es la que queremos comunicar en cada momento y en cada circunstancia.

“Viste vulgar y la gente recuerda tu ropa, viste elegante y la gente recordara a la mujer. Coco Channel”

Ahí van unos pequeños consejos que te pueden ayudar a la hora de vestirte cuando salgas a la calle:

  • En verano solemos llevar mucha ropa blanca o de colores muy claros, atención con las transparencias que dejan ver la ropa interior que llevamos debajo. Utiliza en tu ropa interior colores carne para que se noten lo menos posible. El look siempre será más elegante.
  • La pedicura debe estar impecable, cuidado con esos talones que quedan al descubierto al ponernos unas sandalias.
  • Si tienes algún kilito de más en las caderas, muslos o trasero, procura que los pantalones sean de colores oscuros y que no lleven bolsillos atrás ni a los lados, éste detalle te restará volumen.
  • Si tienes algún Michelin, las prendas no deben ser ni muy entalladas porque se te notarán, ni muy anchas porque parecerás más gruesa. Las camisas de tela y con líneas verticales te harán más esbelta y te quedarán bien. Recuerda que los colores lisos estilizan.
  • Atención al ir a tomar cañas a los chiringuitos de playa, que es tan típico en nuestro país. Si tu cuerpo no está del todo armonizado, te aconsejo que uses uno de los pareos tan exóticos y bonitos que hay en el mercado.

RECUERDA: Las distancias cortas siempre dejan ver al interlocutor aquello que no nos interesa mostrar y es siempre en las distancias cortas donde se ganan las grandes batallas.

La Importancia de los captadores de atención en la imagen.

¿Habéis oído hablar alguna vez de los captadores de atención?

Seguramente dicho así, no todos, pero si hablamos de la importancia de los complementos en la imagen, entonces seguro que sí.

¿Y para qué sirven?

Ciertamente los complementos son unos captadores de atención que sirven para definir cierto estilo a la hora de vestir, aunque un captador de atención es algo más que eso, es darle vida a una parte determinada del cuerpo, hacerla visible y protagonista del cuadro, no importando lo pequeña que ésta sea. El captador llama a la vista del que observa hacia esa zona, como si de una parte imantada se tratara, los ojos de quien mira se concentran en esa especie de luz y hace que lo demás sea secundario.

Un captador de atención no es un simple complemento, puede ser un fuerte maquillaje de ojos, o un fuerte maquillaje de labios, también una forma determinada de llevar un peinado…

Los estilistas y grandes profesionales, son unos verdaderos expertos en saber cómo potenciar ciertas partes del cuerpo dándoles esa fuerza en la zona que quieren destacar, y por supuesto también como disimular otras con un simple golpe de efecto.

Mi pretensión al escribir éste post es enseñaros un poco a distinguir la diferencia entre lo que sería ponernos un collar aquí o allí, y lo que es potenciar una zona bonita o camuflar la que menos nos gusta con una fuerza especial.

No por llevar más captadores vamos a destacar más, y además podríamos caer en el efecto árbol de navidad. La sencillez es una regla de oro.

Si quieres destacar en una fiesta por ejemplo, analiza tu vestido si es sencillo o lleva algún adorno que lo haga resaltar. Si el vestido está adornado ya, no te interesa ponerte nada más, quizás un anillo sería suficiente.

Pero si el vestido es sencillo y liso, quizás podrías resaltar los labios si es una de las partes más bonitas que tienes, como hizo Angelina Jolie en los premios de CANNES.

Todo se aprende si somos observadores y practicamos en el día a día, porque todos tenemos algo bonito que enseñar.

El Estilo, eso que se ve y se siente pero no se puede tocar.




Al oír la palabra estilo, me vienen varias teorías a la cabeza para definirlo. Son tantas las opiniones distintas que existen que cualquiera de ellas podría valer. Aquí juega la percepción personal de cada uno.

Cada persona tiene la suya propia pero de quien más me fio es de los grandes expertos en diseño y moda. Debido a su profesión, son los más acostumbrados a ver esos rasgos de personalidad que hacen destacar lo especial que tiene una persona.

Tanto los asesores de Imagen como otros profesionales del sector, tenemos nuestra percepción y opinión individual para definirlo.

El trabajo de un asesor tiene peculiaridades diferentes en cuanto al estilo se refiere. Tratamos de potenciar esa autenticidad que tiene escondida toda persona y educarla con el fin de que sea ella misma la que en su futuro laboral o social sea capaz de gestionarse y adecuarse con un continuo entrenamiento basado en unas pautas a seguir.

¿El Estilo se nace o se hace?

No cabe duda de que ciertos rasgos de personalidad y cierta sensibilidad innata, les dan a algunas personas ciertas ventajas con respecto al resto. La mayoría no tenemos la habilidad innata de nacimiento y debemos formarnos. Es con la ayuda de profesionales en diversos campos, un firme aprendizaje y entrenamiento en distintas materias como se puede llegar a destacar en tu propio entorno. ¿Recordáis la película “Pigmalión”?

En mi humilde opinión “el estilo” es un conjunto de cualidades que dan a la persona la capacidad de poner en marcha la máquina del lenguaje, los gestos, el movimiento corporal , la forma de vestirse, peinarse y maquillarse con una sensibilidad única y particular. Es como si de un engranaje perfecto se tratara.

La variedad de criterios e información enriquecen los puntos de vista y nos hacen ganar capacidad de perspectiva en un aprendizaje permanente. Las discusiones dogmaticas entre profesiones son estériles si tratan de imponerse. Una mente abierta a escuchar y recibir la mayor cantidad puntos de vista es la que nos enriquece y nos hace más grandes y admirables como personas y como profesionales.

EL ESTILO: Nadie tiene la clave exacta para definirlo, se ve y se siente pero no se puede tocar. Cada profesional, condicionado por su percepción y su bagaje nos ofrecerá su propia definición.


LA IMAGEN TERAPÉUTICA


¿Alguna vez has tenido la necesidad de cambiar tu imagen después de una crisis?
¿Alguna vez has tenido la crisis de cambiar tu imagen?

En cualquier caso, todos en alguna ocasión hemos pasado por momentos difíciles, en los que cualquier ayuda, viniera de donde viniera, era muy de agradecer.

Cambiar algo en nuestra imagen es una de las ayudas más efectivas y terapéuticas que existen a la hora de superar o mejorar un problema.
¿Quién no ha sentido alguna vez la necesidad de ir de compras para superar una
pequeña depre? Y ¿Quién comprándose cualquier prenda o complemento, no ha
sentido una gran emoción?

Está claro que los amigos y en mayor grado, los profesionales como psicólogos… son los que mejor pueden ayudarnos a superar los problemas, pero vernos guapos por fuera ayuda mucho a vernos guapos por dentro.

Cuidado, no vayamos a caer en las compras compulsivas ni en cambios radicales que más que ayudar, nos van a perjudicar. El punto medio en todas las cosas, es siempre el más adecuado.

Cuando estamos sumergidos en el problema, es verdad que apenas tenemos ganas de mirarnos en un espejo, pero debemos hacer el esfuerzo y ponernos a la acción.

Ese gran esfuerzo que nos ha costado arreglarnos, o bien ese pequeño cambio que hemos introducido en nuestra imagen, traerá un aire renovado, ayudándonos sin darnos cuenta, a que se produzcan cambios positivos encadenados en nuestro día a día, aunque al principio apenas se noten.
  • Hazte un corte de pelo bonito que sea cómodo para peinarte cada día, sin dedicarle grandes esfuerzos, ni demasiado tiempo.
  • Ponte un poco de tacón que ayudará a que andes un poco más erguida. Será estupendo para mantener la postura corporal y el lenguaje no verbal. El gesto es muy importante mantenerlo ya que si no, transmite a los demás que no te sientes bien contigo misma.
  • Vístete con colores que te favorezcan y te alegren. Si no tienes energía, tienes la opción de buscar un profesional en asesoría de imagen, que por un precio accesible te puede hacer el test de color, y te dirá que tonalidades son las más apropiadas para ti, según el color de tu pigmentación natural.
  • Y por último cambia algo de tu casa. No hace falta que te metas en grandes cambios, pero puedes pintar una pared, cambiar las cortinas, poner algunas plantas, en general sobre todo toques de color.

Como ves, a veces con muy poco, el sol vuelve a brillar.